viernes, 28 de diciembre de 2007

El subsuelo de Nueva York

Ayer puse el Canal de Historia y ponían un documental ( en realidad es una serie de documentales), sobre el subsuelo de grandes ciudades (París, Berlin, etc), ayer estaban hablando sobre Nueva York. Me llamo la atención dos de las historias que contaron, una sobre el subsuelo de la Grand Terminal de Nueva York y otro sobre el subsuelo de uno de los hoteles mas famosos de la ciudad (no recuerdo el nombre,disculparme).
Bien la primera historia nos sitúa debajo del suelo de la Grand Terminal de Nueva York, debajo de esta, a una profundidad aproximada de un edificio de 15 pisos se encuentra una sala tan secreta, que muy pocos conocen su ubicación exacta, además durante la Segunda Guerra Mundial, solo por el hecho de llegar hasta ella podía ser detenido hasta el fin de la guerra, o incluso dispararte.
¿Porque esto?, pues según parece en esa sala se encontraban los generadores que daban energía a toda la red de transporte de la ciudad, por lo tanto un sabotaje en ella podría romper las lineas de abastecimiento militar entre las dos costas de EEUU. Según se supo años después, dos espías nazis llegaron a Nueva York con la intención de sabotear dicha instalación, pero fueron cazados por las autoridades americanas a tiempo y el plan de Adolf Hitler no pudo seguir adelante.

La otra historia nos sitúa debajo del hotel que os mencionaba, al parecer existe una linea de metro secreta, que no aparece en los mapas y que su construcción fue ordenada por el presidente de los EEUU Franklin Delano Roosevelt , si no lo sabíais dicho presidente padeció la polio y quedo postrado en una silla de ruedas para el resto de su vida. Durante los años 40, el gobierno hizo un pacto con la prensa y durante muchos años la opinión pública no supo que su presidente iba en silla de ruedas. Bien os cuento esto, porque al parecer el presidente se hizo construir dicha linea de metro, para viajar directamente desde Washington a Nueva York y entrar a la ciudad por el subterráneo al hotel, teniendo este incluso un ascensor especial que soportaba mas de 3600 kilos para que el coche del presidente pudiera subir en él. Durante el reportaje se podían ver imagenes de un vagón abandonado en ese túnel, con una numeración especial que según decían era para vagones no comerciales ni de pasajeros. El vagón esta totalmente blindado mediante la superposicion de varias chapas de metal, e incluso los cristales también lo están utilizando el mismo método, hay que tener en cuenta que hace 60 años no existía la tecnología de ahora, incluso unas pequeñas troneras por si el vehículo era atacado para que el servicio secreto pudiera disparar a través de ellas.
Al parecer la linea de metro dicen que siguen utilizándola algunas autoridades americanas, pero es completamente secreto.

Para acabar (aunque no lo haya mencionado al empezar el post), se habla de la construcción de varios acueductos para la ciudad de Nueva York, durante esos años, la ciudad crecía a un ritmo alarmante y el suministro de agua era insuficiente para ella, incluso varios incendios no podían apagarse arrasando manzanas enteras de la ciudad. Por lo tanto se decidió construir varios acueductos que trajeran el agua desde un rió lejano de la ciudad hasta ella. En la actualidad dichos acueductos ya no funcionan como antaño, y se han convertido en reliquias para visitar.

Os recomiendo que busquéis el documental por la web, porque merecen la pena todos y cada uno de ellos.

2 comentarios:

gaditanaibi dijo...

me ha molado tu articulo me viene a la mente como se adaptaron a los viaductos que los romanos utilizaban para escapar de la ciudad en caso de alguna catastrofe, como por ejemplo Pompeya. Uy q vena historiadora me ha dado hoy jejej
Muxos besos caxorro

S. dijo...

Lo vi. Te cuento algo que pocos saben, EEUU cubrió la campaña de Hitler, y economicamente ayudo para la creacion de campos de exterminio.
Hay un libro que se llama "Hitler gano la guerra". Familias como Bush, Beneton, etc...fueron los que avalaron la atrocidad que hizo ese nefasto personaje. Obviamente después un tal Juan Domingo, permitió la entrada de los cobardes jerarcas nazis a mi pais.
Triste...pero real!
Abrazos enormes